© 2023 por "Lo Justo". Creado con Wix.com

Presentado también en

LA X EN LA FRENTE MEIN KAMPF

October 23, 2017

 

 

MOISÉS MOLINA

 

 

Ha sido poca la tinta que hasta hoy se ha empleado, cual ácido gástrico para digerir (o terminar de digerir) las implicaciones, causas, consecuencias, o explicaciones a la súbita estocada que Donald Trump (¿O el ciudadano Kane?) propinó a la democracia y al mundo con su triunfo, en la que se puede considerar como ¨LA MAS ACABADA DEMOCRACIA ELECTORAL A LOS OJOS DEL MUNDO´´. 

 

 

Cuando todo parecía definido y ¨CONSUMATUM EST¨, a favor de su oponente, las cifras cambian, las encuetas se caen, los filtros, modelos y escenarios hacen añicos,  y con o sin Putin, tienen aún a una parte del mundo en pausa, en estupro, inmóvil, incrédulo.

 

Que es una elección tomada como ejemplo, objeto de estudio de varias áreas del conocimiento de las ciencias sociales, sí; 

Que se hablará de ella más que de cualquiera de las que yo tengo memoria, sí; 

 

Hoy un magnate es el jefe del estado y de gobierno de la nación más poderosa del mundo: Oriental y Occidental. 

Escribí ¨NACIÓN¨ sin entrar en vericuetos sobre la multiplicidad de significados del término, claro está que lo hice con  toda su carga valorativa como ríos que desembocan en los mares del nacionalismo.

 

¿Por qué hasta ahora? 

Porque de alguna forma, hoy (así como hay un peligro para México), hay un peligro para EUA… un peligro para el mundo. 

 

¨El miedo a la libertad¨ de Erich Fromm definía la Neurosis, en términos psicológicos, como ¨Completo dominio de fuerzas que se quedan en el individuo. De ahí se puede hacer derivado de un aporte a la Psicología Social donde el arista de la noción de gobernabilidad tal como la describe, “Estado de equilibrio dinámica, demandas sociales y capacidad gubernamental de resolverlas”. 

 

El Fascismo es una vejación de la democracia una negación del individuo, una negación de la libertad y una afirmación de la masas, del líder autoritario, del nacionalismo, del hambre de industria y expansión. 

 

La ideología Nazi se dirigía justamente a estos rasgos, y se le otorgaba con  mayor intensidad, transformándolos en fuerzas en apoyo de la expansión del imperialismo germano. En ambos casos vemos que, cuando una señalada clase se ve amenazada por nuevas tendencias económicas, reacciona frente a tal amenaza.

 

Y es que en Trump tenemos un pequeño Hitler: en MEIN KAMPF se debe leer: “COMO UNA MUJER QUE TIENE QUE SOMETERSE AL HOMBRE FUERTE ANTES QUE DOMINAR AL DÉBIL”. 

 

                                                                    

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload